Una gran alegría!

El Rabino Yudi Dux, en un momento de tanta alegría en Nueva York. En la habitación 302, muchos amigos lo acompañaron en los 155 días de hospitalización, tiempo durante el cual estuvo bajo anestesia y respiración y condición crítica. Baruj Hashem y luego de tantas Tefilot y tanto apoyo espiritual material, tal cual lo hicimos visible en la semanas previas a esta noticia

Comentarios: 0

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad
0

Tu carrito